Entre gigantes


Ver redwoods en un mapa ampliado

Cada vez más cerca, cada vez más ansiosos, así nos sentimos a medida que avanzamos hacia el norte un poquito más. Y es que no caemos que estemos tan lejos de casa y a la vez tan cerca de nuestro primer objetivo, Alaska.
Los primeros días de abril de 2014 nos encontraron visitando nuevamente a nuestros amigos Anita y Rob los cuales nos recibieron en su casa de Santa Rosa, California, por algunos días mientras resolvíamos un asunto con el alternador de la Besta que seguía molestando.



El mate se está haciendo muy popular en California y ya se pueden encontrar lugares específicos para disfrutar de la infusión tradicional argento-uruguayo-paraguayo-brasilera que tanto nos gusta. Como sospecharán cada matecito en el lugar cuesta el equivalente a 3 paquetes de yerba de un kilo en Argentina.

Con nuestros amigos visitamos el primer bosque de Redwoods, simplemente los árboles más altos del mundo. Si bien su masa no es tan abundante como las Sequoias la particularidad que tienen los Redwoods es su altura extrema. Algunos llegan a más de 100 mts. de altura y pararse debajo de uno es simplemente espectacular, sobre todo para los que amamos los árboles.



Otra actividad más “burguesa”, diría un familiar nuestro, fue la visita al mini golf de Santa Rosa en donde perdimos ante la imbatible Anita por goleada.



Como nuestros anfitriones debían hacer un viaje a Phoenix nos ofrecieron quedarnos en su casa por unos días, muestra de su total confianza y gran amabilidad que vamos a agradecer por siempre a estos dos grandes amigos norteamericanos. En esos días participamos de un Farmers Market (una especie de feria de productos frescos y artesanías), concepto muy interesante para ser aplicado en cualquier ciudad y donde el intercambio de mercaderías es más justo y sin intermediarios.



Para el 16 de abril llegamos a un pueblo llamado Mendocino. El mismo queda en la costa y es muy turístico.


En los últimos años Mendocino cobró fama y popularidad por estar en la zona con mayor producción de marihuana para uso medicinal (?) de todos los Estados Unidos. Es sabido que por estas tierras son muy respetuosos de las leyes, pero como son de respetuosos son de vivos para evadirlas. Para poder consumir marihuana libremente en California basta con ir a un doctor y decirle que a uno le duele la uña del dedo meñique. El médico no dudará un segundo en recetarle un tratamiento a base de la famosa planta y esto habilitará al “paciente” a comprarla en cualquier lado.

Mendocino es realmente muy lindo y además lo pudimos conocer de la mano de una pareja maravillosa que conocimos en México. Ellos son Betty y Grail. Noventa y tres primaveras cada uno y más energía que dos toros juntos.



Compartieron con nosotros su secreto de la longevidad, desayuno de pan con manteca y tocino frito con café. Aunque sospechamos que el real secreto de la gran vida que llevan estas dos personas es su despreocupación, reflejada en su simpático reloj de pared.


“¡¿A quién le importa?!”


Por fin llegamos al Parque Nacional Redwoods donde se pueden ver los ejemplares más grandes de estos árboles que ya comentamos con anterioridad. A medida que avanzábamos por el bosque no podíamos creer la altura de los mismos.



Terminamos con un dolor de cervicales tremendo pero muy contentos de tener la posibilidad de estar ahí. Lamentablemente las fotos no reflejan ni cerca la dimensión de estos árboles gigantes.



El área que abarca el parque es muy grande, pero sólo queda el 5% de los Redwoods originales. El 95% restante fue cortado hace varios años por los pioneros y empresas que llegaron luego. Hoy en día están protegidos y muy bien vigilados, aunque va a tomar varios siglos recuperar la cantidad de ejemplares del pasado ya que algunos tienen más de 1500 años de edad.



Por hoy llegamos hasta acá, dejando atrás a California, uno de los estados más grande, curioso, atractivo y loco de todo Estados Unidos. ¡¡¡Muchas gracias y hasta la próxima desde Oregon!!!


8 comentarios:

Anónimo dijo...

Wow!!!! Chicos!!!! sin palabras, que hermoso viaje, que bella experiencia para el alma!!! y que lindo haberlos cruzado en el camino, les mandamos muchos besos!!!
Coty y Gaby

Anónimo dijo...

Por fin pudimos ver la actualizacion! cómo siempre, maravillosas las fotos! Una duda, cuántas Aimes deberiamos poner una parada arriba de la otra para hacer un Redwood? Los amoooo!!!! Mrs Nora

Anónimo dijo...

hermosas fotos de los bosques, hermoSa experiencias que se viven con la gente de los lugares, pero QUE LINDOS LES QUEDAN LOS BUZOS!!!!
papa Alf

Anónimo dijo...

Hermosos lugares! Sigan disfrutando!

Anónimo dijo...

Felicidades y éxitos perennes en sus viajes; Saludos a la Besta,o sea a su hogar móvil, desde Mérida Venezuela. Abg Víctor

Alejandro dijo...

Sigan Adelante!!

Anita dijo...

Wow! You are proceeding quickly north! Come back for more Mini golf!
Love, Anita and Rob

Anónimo dijo...

Que maravillaa...esos arboles!! y ustedes siempre maravillan con sus relatos y humor! Los amamos y se ven hermosos y luminosos!! Pachi, Li y Nahi!

Publicar un comentario

en caso de detectar vocabulario indebido o algún tipo de agresión denunciar a aaviajar@gmail.com

para dejarnos un MENSAJE elegir debajo del recuadro, en COMENTAR COMO: la opción ANONIMO