4000 leguas de este viaje chévere

Y es así nomás, cumplimos 20.000 kms. recorridos en éstos casi 10 meses de viaje, no lo podemos creer. Llegamos a Santa Marta el 12 de septiembre de 2011, después de unas vueltas por el Rodadero seguimos rumbo a Taganga, pueblito que se encuentra del otro lado de la sierra, a 10 minutos de la ciudad.



Entramos buscando un lugar para estacionar y justo al lado de una cancha de fútbol nos encontramos con Alice y Flo, franceses que conocimos en Playa Blanca y viajan en un motorhome norteamericano enorme con su perro Kaos aún más enorme, cruza de Boxer con Dogo Argentino.



También conocimos a Mike, un Suizo que se ganó un premio de un sueldo por mes por el resto de su vida y se mudó a Sudamérica donde se retiró y se hizo fanático de San Lorenzo. Todas las mañanas venía a tomar mate con nosotros ya que le encanta y también era el primero que prendía el fuego para hacer asado, todo un lindo personaje.



Taganga es un pueblo muy pequeño, con una playa bastante linda donde se puede hacer snorkel ya que es prácticamente sin olas. Una de las noches hicimos un asadito con varios franceses más que se sumaron, Mike y también nos encontramos con nuestros grandes amigos argentinos Glenda y Guido que estaban trabajando en una escuela de buceo. Buenos momentos y un asado hecho en el piso, bien argentino.





Uno de los transportes mas llamativos que vimos en el viaje y que acá en Colombia se utiliza mucho es la “chiva”, camión viejo multicolor adaptado para que entre más gente de lo normal y con un equipo de sonido digno de una disco de Ibiza.



La verdad es que estábamos cómodos en el “estacionamiento” gratuito que conseguimos así que decidimos tirar el ancla algunos días, demasiados amigos estaban en Taganga como para seguir viaje. Aprovechamos para realizar tareas atrasadas de belleza en general, corte de pelo para los tripulantes y limpieza de motor para la Besta.



El 19 de septiembre volvimos a comer asadito, esta vez de argentinos, llegó Julia de Cartagena, Sergio, un argentino que vive en Taganga hace tiempo, una familia de Mar del Plata que viaja en una Iveco Daily, Glenda y Guido, Mike, un cordobés que venía bajando desde Méjico, etc, otro momento genial que no vamos a olvidar. La policía se hizo presente para controlar a la horda de argentinos quilomberos.



Y el 21 nos fuimos del pueblo, seguimos rumbo a Palomino, cada vez más cerca de Venezuela, en la Guajira Colombiana. Nos llevamos a Julia también ya que ella quería conocer. Palomino tiene linda playa, muy desierta, con mucha vegetación y buenas olas. Prácticamente no hay infraestructura, Julia acampó en la playa y nosotros en la estación de servicios del pueblo, el dueño nos ofreció una habitación y todo para dormir pero decidimos agradecerle y dormir más cómodos en la camioneta, es que ahora tenemos ventilador!! Cada día con más lujos.
Esa noche asistimos a una proyección sobre los indígenas precolombinos Tayrona, la cultura que habitaba estas tierras hace miles de años y todavía resiste el embate de la civilización moderna. Inclusive asistieron algunos Indígenas a ver la película, fue muy interesante compartir ese momento con gente descendiente de los nativos de América, orgullosos de su tierra. Ellos dan un mensaje muy claro y conciso acerca de lo mal que se está tratando al ambiente y cual es la forma correcta de convivir con la naturaleza.



Al otro día nos despedimos de Julia y salimos para el lado de Riohacha, en el camino ayudamos a un hombre que había reventado un neumático y en agradecimiento nos pagó el peaje y nos tomamos unas cervecitas en la ciudad.
Luego continuamos rumbo a Uribia, ya que Riohacha es una ciudad grande y no teníamos donde estacionar tranquilamente. En Uribia después de dar vueltas y más vueltas hablamos con la Policía y nos dejaron estacionar sobre la plaza principal del pueblo. Nos sentimos algo observados a la mañana siguiente, despertamos en medio del pueblo, con Municipalidad, banco abierto y todo el mundo caminando alrededor de la camioneta. Pero el lugar era seguro y sirvió para descansar.
Nosotros como si nada juntamos todo y salimos a la ruta. Próximo destino: Cabo de la Vela. El camino se hizo de tierra y con una vegetación muy reseca, el calor es muy bravo por estos pagos. Una vía de tren va paralela al camino, de vez en cuando pasa una formación con más de 400 vagones y tres locomotoras que transporta carbón hacia el puerto Bolivar con destino a los Estados Unidos.



Después de varios kilómetros ingresamos a un camino aún más feo para recorrer los últimos 17 kms. hasta el destino. Debido al constante viento se han instalado algunos molinos generadores en la zona.



En el trayecto nos encontramos con un ciclista que nos comentó que había cruzado un gran motorhome con un perro enorme más adelante, tenían que ser Alice y Flo. Cuando llegamos a Cabo de la Vela nos encontramos con un pueblito de poquitas casas muy precarias, hechas de maderitas, muy pocos árboles y mucho viento. El mar es calmo, transparente y en ella se pueden observar rayas, langostas y demás bicharraco marino. Cuando llegamos al fin del caserío ahí estaban nuevamente los franceses estacionados. Los habíamos encontrado sin coordinar nada, casualidades que suceden en este tipo de viajes.
También se encontraba en el lugar una motociclista alemana que viaja por todo el mundo llamada Sabin. Esa noche calmó el viento y quedó una noche espectacular, un cielo súper claro con estrellas que nosotros no conocíamos, son las estrellas del hemisferio norte, muy distintas a las nuestras y se dejaban ver en todo su esplendor ya que en Cabo de la Vela no hay luz eléctrica. La paz es absoluta. A veces era tan absoluta que la Besta se transformaba y quería fiesta.



Poquitos kilómetros más al este se encuentra un sitio llamado el Pilón de Azúcar, donde existe una playa semidesierta en el punto más al norte de Sudamérica.



Es un lugar muy inhóspito e interesante, caminamos por todos lados y nos bañamos en el mar que es mucho más movido que el de Cabo de la Vela.




Cuando cayó la tarde nos fuimos; la idea era volver a Uribia a pasar la noche pero nos agarró la misma en el medio del camino así que preguntamos en una comunidad Wayoo si podíamos pernoctar allí. Aceptaron con gusto y en seguida estacionamos para descansar.



Los Wayoo son indígenas que poseen el territorio al igual que los Tayrona desde hace mucho tiempo, antes de que Colón llegue a América. El territorio Wayoo queda justo entre Colombia y Venezuela. De un día para el otro una frontera los atravesó sin ellos pedirla. A efectos legales todos los Wayoo tienen doble ciudadanía Colombiana-Venezolana. Su idioma, Wayoonaiki, todavía se enseña en algunas escuelas.

La última noche en Colombia la hicimos en un estacionamiento en Maicao, que como toda ciudad fronteriza no nos dio una linda impresión.

Una vez más dejamos un país con una opinión muy diferente a la que nos habían pintado, Colombia es un país más en Sudamérica, el estigma que cargó por tantos años sobre la violencia y el riesgo de visitarla se ha desvanecido, por lo menos para nosotros. Dejó de ser la tierra del narcotráfico de Pablo Escobar para ser un lugar digno de ser recorrido de punta a punta, con gente maravillosa que nos hizo sentir muy bien.



Ahora nos toca Venezuela, sólo rogamos que el precio de la tira de asado sea tan bajo como en lo de su vecino…

16 comentarios:

Anónimo dijo...

olalá!!! Cuantos franceses ppor las rutas!!! Y cuantos argentinos tambien!!! Cuidense el colesterol con tanto asado! Al final, comen mas que aca!

Anónimo dijo...

La del comentario anterior fui yo, Mrs Nora, altamente dormida por la siestona que se mando. Me olvide decirles que Kaos me parecio hermoso. Besos. Mrs Nora

Anónimo dijo...

QUERIDOS, QUE LINDO LUGARES Y QUE LINDA GENTE MANDEN ALGUNA TIRA DE ASADO PARA ESTOS PAGOS, ABRAZO Y BUENA VIDA.CHINO

Anónimo dijo...

El reencuentro con las hechas y las nuevas amistades es altamente rescatable y hermoso. Paisajes y lugares muy lindos,como siempre.
Una pregunta: Se arreglan con el idioma??
Besos enormes de todos nosotros
Alf y Pupi

Anónimo dijo...

Hola, que buen y feliz viaje...soy la vecina de Alejandro en Maracaibo!

Anónimo dijo...

y pa cuando la proxima??? besos israeilies

marquitos!! dijo...

hola chicos!!! cada vez mas emocionante esta la travesia! lugares increibles por donde pasan gente tan copada q acompaña !! es todo un sueño aventurero! les deseo toda la mejor!! y mucha mierda por lo q vendrá!!
un abrazo enorme !

marquitos (alias gatuiz jaja)

Anónimo dijo...

ahhhhhhhhhh que lindo!!!!!!!!! ESTAN HERMOSOS!!!!!!, que lindas imagenes, QUE LINDO VIAJE!, gracias por los saludos por el cumple de Agos, cuidense muchooooooooo
MILLONES DE BESOSSSSSSSSSSSSS

Anónimo dijo...

saludos compañeros la comunidades indígenas se llaman wayuu y no wayoo es wayuunaiki es para q corrijan la información y para decir le me gustaron los aretes que compro mi esposa me gustaron mucho soy el chico alto con la muchacha muy bajita de pinga gracias por visita mi pais

Anónimo dijo...

Que lindo....este viaje es cada vez mas interesante y atractivo!!!..esta buenisimo seguirlo desde la web!!!..hermosos paisajes y anecdotas!!!...sigan disfrutando de todo lo maravilloso que les esta regalando esta vida!!!
Besos
Octi y Ro

Anónimo dijo...

Felicitaciones chicos,ahora que son famosos y salen por los diarios tienen que empsar a cobrar las fotos jaja
Y de paso Feliz Cumple para Guillote de parte de Norit@ y el Pala

Anónimo dijo...

Feliz aniversario!!!!!! creo que me imagino un poco lo que están sintiendo en este día, así que bravo no más, y que lo disfruten; en mi época (que viejo!!!), se decía que después del primer año de viaje cambiaban las cosas; ya uno era Viajero, y no más "turista a largo plazo". Así que feliz cambio de estatuto!!!!
y perdón Guille por dejar pasar tu cumple; no me olvide, pero el 2 no estaba acá, y el finde ha sido agitado.
un abrazo muy grande y de nuevo felicitaciones por la trayectoria
Michel

Anónimo dijo...

hola chicos como andan?? yo entre hoy a conocer acerca del viaje y de ustedes porq vi una nota en la nueva provincia,me parece genial lo q estan haciendo .yo soy de monte hermoso. el año pasado un amigo se fue a vivir o mejor dicho a probar suerte a ee.uu pais en el q ya habia estado, luego de unos seis meses alla en una de las charlas q manteniamos en face me ofrecio hacer un viaje desde miami hasta monte y asi surgio este viajecito por todo centroamerica fue medio a las apuradas pero bueno salio todo bien por suerte no tuvimos ningun problema,, el viaje fue hermoso pero muy agotador hicimos 18000kms en 40 dias le metiamos kms todos los dias a full ,los dos manejabamos y por suerte a pesar del poco tiempo conocimos muchos lugares increibles
bueno ahora me tengo q ir espero q nos podamos mantener en contacto y cualquier cosa q necesiten yo estoy a dispocision un abrazo y mucha suerte marcelo!!!
chelo_chevrolet_ss@hotmail.com

Anónimo dijo...

Necesito mandar un abrazo a Bahia, cuando pasen por Costa Rica

Anónimo dijo...

Chicos estuve en Taganga visitando a mi hermano es un paraíso terrenal, falto la visita a "Mojito, live music bar" un bar con raíces TORQUISTENSES

Anónimo dijo...

Gente TAGANGA es el centro americano de buceo mas importante!!!

Publicar un comentario

en caso de detectar vocabulario indebido o algún tipo de agresión denunciar a aaviajar@gmail.com

para dejarnos un MENSAJE elegir debajo del recuadro, en COMENTAR COMO: la opción ANONIMO